El rollito de la primavera

Ahora que aún estamos sufriendo el invierno (yo, desde que me volví de Las Palmas los inviernos no los paso, los sufro) y suspiramos por el calorcito, por poder quitarnos el abrigo y enseñar un poco de carne sin sufrir un resfriado; aunque, en fin, el punto exibicionista persiste a pesar del frío, pero por debajo de la bufanda, lo que hace que dependa más de la imaginación del buen mirón…

Ahora, decía (que me disperso), que estamos deseando poder alargar las tardes en los parques (treintañeros largos haciendo botellón como los chiquillos, eso sí, con pasta en el bolsillo para pagar la multa y/o humor suficiente para ir a la charla de concienciación-anti-botellón) y que deseamos poder ir en bici sin que se nos hiele la nariz…

Es ahora cuando nos olvidamos, por completo, de los ojos llorosos, los estornudos y el salir de casa con el bolso ocupado por ventolines variados, antistaminicos a saco y kleenex suficientes para desertizar media Galicia.

Ah, memoria infiel!! Te olvidaste de la alergia al polen!!!

—————-

Mis rollitos de primavera
Raciones: 6 ud

100 gr de zanahoria
100 gr de calabaza
100 gr de col
un puñado de pasas
una cucharada sopera de sésamo, crudo
salsa de soja
aceite
sal
pasta para rollitos

Limpiar y pelar la calabaza y las zanahorias. Rallarlas.
Limpiar la col y cortarla en juliana fina, desechando los trozos blancos más duros.
En una sartén con un poco de aceite añadir el sésamo crudo y darle un par de vueltas, para que se dore un poco.
Añadir las verduras y rehogar a fuego fuerte un par de minutos, lo justo para que las verduras suban de color y queden aún aldente.
Añadir las pasas y un chorro generoso de salsa de soja. Reducir a fuego suave hasta que el líquido de la salsa se evapore.
Rectificar de sal (hay salsas de soja que llevan sal, así que a veces no es necesario).
Apagar el fuego y dejar templar antes de montar los rollitos.
Presentar una hoja de pasta para rollitos (son cuadradas) con un vértice hacia el cocinero, colocar una porción generosa de relleno y armar el rollito (podeís ver imágenes aquí )
Antes de cerrar la última punta la humedecemos pintándola con un poquito de agua (con el pincel de cocina o la punta de los dedos limpios) y presionando la masa para que no se nos abra al freir.
Freír los rollitos en abundante aceite caliente hasta que estén dorados, sacarlos y escurrirlos sobre papel de cocina.

Acompañar con salsa agridulce o con vinagre de frambuesa.

Anuncios

Etiquetas: , , ,

Una respuesta to “El rollito de la primavera”

  1. DIY « RegimenAbierto Says:

    […] podemos comer productos caseros y sorprendentes a un tiempo: mermeladas de verdura, yogures, congelados caseros, postres […]

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s


A %d blogueros les gusta esto: