La mala hora

Hay ratos malos y ratos muy malos.

Como ejemplo de los primero, tomemos por caso el día que me enteré que los trabajadores de metro, en huelga para que no se toque su convenio, decidieron dejar de resistir. Me sumí en la desilusión de la clase obrera al ver, una vez más, como los derechos ganados a base de esfuerzo y lucha (y que son ley) acaban en el cubo de los poderosos, donde se compostan con el resto de de(s/r)echos.

Ejemplo de los segundos; el momento, sublimemente trágico, en que me doy cuenta de que, realmente, los primeros dejan de sorprenderme e importarme un pito. ¿Habré dejado de ser persona para convertirme en gente?

Hago lo que puedo, pero no se pueden pedir peras al olmo.

Luego también hay ratos buenos. Pero esos requieren otra historia.

————————————

Peras al gorgonzola
Raciones: 2

2 peras maduras
1 cucharadita zumo de limón
100 gramos queso gorgonzola
100 gramos queso fresco; philadelpia o mascarpone
cayena; molida
Cilantro fresco; picado

Mezclar a fondo el gorgonzola con el queso fresco y la pimienta de cayena, batiendo con batidora hasta que quede una crema suave.
Pelar y cortar las peras por la mitad, a lo largo.
Quitar el corazón fibroso y las pepitas y untar las peras con el zumo de limón para que no ennegrezcan.
Rellenar a manga el centro de cada pera con la crema de queso y decorar espolvoreando un poco de cilantro picado.
Servir bien frio.

Anuncios

Etiquetas: , ,

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s


A %d blogueros les gusta esto: