Mary, la dulce Mary

El año pasado hubo un concierto de AC/DC en el Calderón, a un kilometro escaso de mi casa.

En principio eso no es ni bueno ni malo. Pero acostumbrada como estoy a que los atléticos (tan sufridores y tan buena gente ellos) paren el tráfico cada vez que salen del partido mientras caminan (tristones o alegres según el marcador final) ya me temía lo peor al imaginar a miles de melenudos rockeros ocupando cada centímetro de la calzada y acera por las que paso con la bici de vuelta a casa.

Pues bueno, me resigné a tener que pisar unos cuantos pies mientras cruzaba la marabunta y preparé, sólo por si acaso, mi repertorio de frases hirientes al tiempo que hacía un inventario mental de las Urgencias que me quedarían más cerca…

Pero, oh sorpresa, llegué a la glorieta de pirámides y me encontré que sí, que las aceras y algún carril se rebosaban con un montón de greñudos (muchos de ellos con una combinación tierna de pelos largos y coronillas calvas, y es que el grupo ya tiene sus añitos) arremolinados en grupitos alrededor de sus litronas, cigarritos de la risa y minis de kalimocho. Según empecé a pasar, fue como lo de Moises abriendo el Mar Rojo; me abrieron un carril al tiempo que me animaban a correr cuestaabajo al grito de “¡¡¡dejar pasar a la chica!!!”. Brindaban por el Rock a mi paso y me gritaban palabras de ánimo. Cuando llegué al puente me di la vuelta y constaté, divertida, que la acera se había vuelto a cerrar y estaban todos otra vez a lo suyo.

¡Qué majetes los Heavis! y qué sencillo es todo cuando hay buen rollo.

————————————————————–

Masa sablé – Pastas de mantequilla
Raciones : 2 kg de masa- aproximadamente 150 pastas

1 kg de harina
625 gr de mantequilla
300 gramos de azúcar glass
3 huevos
vainilla
colorante

Mezclar la mantequilla, colorante, vainilla, huevos y azúcar sin trabajarla, sólo con las manos.

La mantequilla ha de estar muy fría.

Primero deshacemos los grumos grandes de la mantequilla y luego trabajamos suavemente hasta que admita toda la harina y quede una mezcla suave y homogénea.

Es una masa básica que sirve para hacer fondos de tarta, tartaletas, pasteles, pastas…

Aguanta 2-3 semanas en nevera y un año bien congelada.

Para hacer pastas, extender la masa con un rodillo sobre una superficie enharinada hasta que tenga medio centímetro de grosor.

Cortarlas con cortapastas o cuchillo ponerlas en una placa de horno enharinada y hornear a 180º hasta que estén doradas (12-15 minutos).

Poner a enfriar sobre una rejilla y decorar (en este caso con gelatina verde, que actua como pegamento para el coco rallado o el azúcar)

Anuncios

Etiquetas: , ,

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s


A %d blogueros les gusta esto: